Mis cosas
http://miscosas.espanaforo.com/gatito-y-perrito-h1.htm

Mis cosas

ÍndiceCalendarioRegistrarseConectarse
Comparte | 
 

 Vestimenta básica celta

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Freya
Admin


Mensajes: 851
Fecha de inscripción: 09/02/2010

MensajeTema: Vestimenta básica celta    Dom Jul 03, 2011 11:19 am

Indumentaria Íbera:

Los tejidos utilizados en su confección eran la lana y el lino, habiéndose
distinguido en La Albufereta diversos tipos de tejidos, entre
los que destacan unos tejidos gruesos de contextura como de lanilla actual y
lienzos finos similares al hilo posiblemente para fabricar la ropa interior.

Para los colores, si tenemos que hacer caso de la pintura de las estatuas,
se utilizaba el rojo púrpura para los mantos masculinos y el azul cobalto y la
combinación de varios colores en las mujeres. Es probable que el ajedrezado que
aparece en algunos mantos como el de la Dama de Baza se deba a que
están realizados con fibras previamente teñidas.

Las damas ibéricas que conocemos por la arqueología llevan unos vestidos y
tocados ricos y barrocos, en los que predomina la acumulación de joyas. Cuatro
son los elementos a analizar dentro de la estética de las mujeres iberas: el
tocado, el traje, los adornos y el calzado. El tocado de la cabeza de las damas
iberas es muy complicado, como puede verse por la de Dama de Elche
o la menos compleja de Dama de Baza. También los bronces ofrecen una gran
variedad de tipos, aunque con menos complicación que las Damas. Las iberas
usaban peinetas, diademas y mitras, altas o bajas, que, aun pudiendo ser un
producto autóctono, estarían inspiradas en modelos greco-orientales.

Velo, manto y túnica son los tres elementos del traje femenino ibero. El
velo a veces se confunde con el manto, aunque el triangular que cubre la parte
posterior de la cabeza y llega hasta los hombros es inconfundible. Hay, además,
un velo propio de las "sacerdotisas" que va sobre la mitra o la
peineta y llega hasta los muslos. El manto es la prenda que envuelve toda la
figura llegando hasta los pies, que aparece sobre todo en las estatuas de
piedra.

Se clasifican los mantos en rectangulares, semicirculares y con mangas. Los
rectangulares se separan según su tamaño y su forma de sujeción. Los
semicirculares se distinguen en abiertos y cerrados. Es la última pieza de la
vestimenta. Consiste en una pesada prenda que cubre los hombros, la espalda y
los brazos de la figura.

Se distinguen también hasta cuatro tipos de túnica, traje de mangas cortas
que cubre toda la figura hasta los tobillos, atendiendo a la forma de terminar
la prenda. Aunque tienen parecidos con prendas similares de la cuenca del
Mediterráneo, su origen parece local.

Hay, además, toda una serie de adornos que servían para realzar la belleza
de las mujeres iberas, destacando entre ellos los variados collares de las
grandes Damas (Elche, Baza y El Cerro de los Santos) y los también abundantes
de los bronces y terracotas. También son frecuentes los cinturones, pendientes,
brazaletes y pulseras.

Por la Dama de Baza podemos deducir que el calzado de estas grandes damas consistía en unos
escarpines que parecen de cuero, pintados en su totalidad de color rojo. Tanto
en el caso de las mujeres corno en el de los hombres debía usarse también
calzado de esparto, tan típico de la zona. También tenemos suficiente
información arqueológica para conocer el traje utilizado por los hombres. Se
compone de manto o capa, con distintas variedades, túnicas, largas y cortas,
adornos y calzado.

Los mantos se hacen de una pieza y se sujetan normalmente con una fíbula
anular al hombro derecho, dejando casi siempre libre el izquierdo. Se han
descubierto abundantes variedades de este manto (sin vuelta, de vuelta corta,
con una punta en la espalda, etc. ). Las túnicas son la prenda que lleva
normalmente el ibero debajo del manto, aunque, a veces, se trate de otro tipo
de prendas. También entre los hombres hay una serie de adornos, que aparecen
sobre todo en los bronces: cordones cruzados sobre el pecho, cinturones que
ciñen el vestido al cuerpo y sujetan las armas, que aparecen abundantemente en
todas las excavaciones de necrópolis ibéricas. El calzado de los hombres lo
tenemos en las pinturas de los vasos de Liria, donde
aparecen jinetes calzados con zapatos de media caña. Otras veces aparecen como
botos abiertos. Tanto unos como otros debían estar hechos en cuero, aunque los
menos ricos usarían, como en el caso de las mujeres, alpargatas de esparto.


Los iberos de España, al estar en
frecuente comercio con los fenicios, debieron participar de las costumbres y vestimenta
de éstos en la época prerromana. Así lo manifiestan varias esculturas de arte ibérico en algunas de las cuales se advierten los pliegues y franjas y la tiara o mitra elevada y en
otras el casquete. Vestía la gente ordinaria una corta túnica siempre ceñida con
cinturón a juzgar por las esculturillas de bronce halladas en los santuarios
ibéricos de la provincia de Jaén mientras que otros personajes llevarían hábitos
talares y cumplido manto
que bajaba desde la cabeza como lo revelan diferentes figuras de la misma
procedencia. Las varillas de hierro que se han hallado en sepulturas de damas
ibéricas no parece que tuvieran otro destino que el de formar un sostén o apoyo
de la mitra o del velo a ella equivalente.

Los iberos se vestían con telas de distintas calidades, según su poder
económico.

Guerreros

Según los textos antiguos, la prenda más habitual era un vestido de tela,
como la de los romanos, con el ribete en rojo. Los autores antiguos describen a
los guerreros iberos vestidos con túnicas cortas blancas con ribetes de púrpura
y sus falcatas íberas en la mano. Probablemente las túnicas no fueran
"blancas", sino del color natural de la lana, al igual que ocurre con
las togas romanas, y probablemente la púrpura de los ribetes no fuera tal, sino
una franja de color escarlata

En realidad, es evidente que todos los guerreros íberos no vestían de igual
manera, ni mucho menos, pero esta indumentaria sí que era la más corriente y
por la que los romanos identificaron a los íberos del ejército de Aníbal. Una
estética que es la más repetida en el arte íbero.

El famoso relieve de Osuna, Sevilla, muestra la imagen más conocida del
guerrero con su espada íbera. Los guerreros íberos usaban una gran variedad de
corazas para protegerse en combate. La más sencilla era el pectoral que en
aquella época también utilizaban los legionarios romanos y que constaba de una
placa de metal que protegía el pecho.

El arma más conocida de los íberos es la famosa falcata. La falcata es un
arma de origen íbero, en realidad es un tipo estilizado del gladius
hispaniensis o gladius romano, que tras la llegada de Roma a España pasó a
formar parte del equipo militar romano. La hoja de la falcata mide
aproximadamente unos 45 cm de longitud, es decir, la longitud del brazo. En
realidad no había dos falcatas iguales, ya que estas valiosas espadas romanas
se fabricaban de encargo, por lo que cada una tenía unas medidas según el brazo
de su dueño.

En todo el Mediterráneo se admiraba la calidad de estas armas, fabricadas
con un mineral de hierro de altísima pureza. Su flexibilidad era tal que los
maestros armeros la colocaban sobre sus cabezas doblándolas hasta que la punta
y la empuñadura tocaban sus hombros. Si la espada romana volvía a su posición
recta al soltarla de golpe era una obra de arte, si no se fundía para volver a
fabricarla. Los griegos que llegaron a España llevaron la falcata consigo y tuvo
gran aceptación, convirtiéndose en la segunda arma más utilizada tras la espada
de hoplita

Los romanos adaptaron su propia empuñadura al gladius, pero el pugio
continuó con la típica empuñadura íbera.

Los iberos utilizaban dos tipos de escudos: el céltico, ovalado, y la
caetra, que era redondo y más pequeño.

Sacerdotisas
Las sacerdotisas eran quizás las que más adornos tenían. De ellas vienen la
mantilla y la peineta, con la que se solían cubrir la cabeza y el cuerpo, un
ejemplo de ello es la Dama de Elche,
y los moños que hoy se pueden ver en partes de Valencia.

Otras prendas de vestir
Otra prenda muy valorada, era el sagum, una capa de lana, que protegía del
duro frío. Otra de las prendas que aún existen hoy, es una tela que a modo de
diadema utilizaban los guerreros para recogerse el pelo. Su calzado era unas
alpargatas, que se ataban a la pierna y el pie, en el invierno se cubrían los
pies ya las piernas con unas botas de piel y pelo de animal.

La vestimenta básica celta


La vestimenta de los celtas, tal y como ha sido reconstruida, muestra un estilo colorista y bien ornamentado, con mucha tendencia a la mezcla de colores llamativos, posiblemente influenciado por las corrientes de la India.

Las muestras que ahora ofrecemos pertenecen a construcciones romanas y griegas.

Materiales:

El primer tejido jamás trabajado es considerado aquél hecho de materia vegetal (el de origen animal vino posteriormente, pese a que las pieles
siempre se han llevado).

El lino ha sido el material textil más antiguo hallado, así que podemos
concluir que los proto-celtas (o yendo aún más lejos, en la época de los
indo-europeos), en los inicios vestían lino o fibras similares.

La lana se convirtió en la materia prima más usada una vez las ovejas fueron domesticadas. Inicialmente, pero, el pelo de las ovejas era más oscuro, y fue a base de la domesticación ovina que fue aclarando su tono. La mayoría de ropa celta estaba hecha de lana, y su calidad era tal que hasta los romanos la importaban.

Las ropas de los celtas, según fuentes romanas, eran coloristas y ornamentadas a menudo con barras y cuadros, algo que seguramente causaba un gran impacto en las culturas clásicas, tan acostumbradas a las telas de colores pálidos.

Los tintes principales, que tanto fervor causaron, seguramente eran:

-Para el rojo: la llamada “Roja” (Rubia tinctorum L. )
-Para el amarillo: Reseda luteola
-Para el azul: yerba pastel (Isatis tinctoria)

Cómo hacerse la propia ropa celta:

En la Edad de Hierro la mayoría de ropa de los celtas estaba hecha de lana. La tela se tejía con telares, a cuadros y rayas, pero aún muy distantes del “tartán” actual.

La ropa una vez tejida se unía con aguja e hilo de lana o lino. Las agujas estaban hechas de hueso, bronce o hierro. La costura estaba hecha por dentro excepto en algunas piezas de piel o cuero. Lo único que no se cosía eran las capas de verano y los peplum (la tela que se tira por encima del torso).

La ropa interior no existía en ese tiempo, ni los calcetines (nada de envolverse los pies con tela, usa hierba seca), ni los sombreros (la única pieza usada como sombrero se ha hallado entre los Dacianos, en Alemania).

Piezas de vestir básicas:
Para hombre:
Túnica: una camisa larga usada en la parte superior.
Braecci: pantalones.
Cinturón: uno para aguantar los pantalones y uno envolviendo la túnica.
Saquito en el cinturón (pouch): para enseres personales.
Zapatos
Capa: se lleva sobre los hombros.

Para mujer:
Túnica: una camisa larga usada en la parte superior.
Vestido: vestido hasta los pies, con o sin mangas.
Peplum: vestido de tubo sin mangas.
Falda: de caderas altas, de largo variable.
Cinturón: alrededor de la cintura.
Saquito en el cinturón (pouch): para enseres personales.
Zapatos
Capa: se lleva sobre los hombros.
Había dos tipos de capa:
Una pieza de tela ligera que se ponía sobre los hombros, se cerraba con un broche.

Una capa de tela pesada, con capucha. Se vestía cuando llovía o hacía frío, dado que tenía dos capas. La capa exterior era de lana, posiblemente
engrasada, la capa interior era de lana más ligera, teñida de un color vivo.

Accesorios:
Mochilas de cuero
Joyería de plata, oro y bronce.
Espejos:
de bronce
Cuchillos pequeños para comer
Amuletos
para guardarse de la ira de los dioses y espíritus.

PATRONES:
Para hombre
1-La túnica:

2-Los braecci:

Para la mujer

1-Viste una túnica, como la de los hombres, con una falda atada a la cintura con un cinturón. La falda debe ser larga hasta los tobillos.

2-El peplum:

3-Otra opción: el vestido:
Puede ser llevado con o sin túnica.

-Zapatos:


La mayoría de calzado de la Edad de Hierro estaba hecho de una pieza de cuero cosida. El diseño era simple, pero muy cómodo y daba mucha protección al pie en todo tipo de superficies.


Cuando construyas los zapatos, usa cordón de cuero. Lo mejor cuando te las pongas el primer día, lo mejor es que las mojes y te las ates con cordón de cuero. Llévalas mientras se secan, y tomarán la forma de tu pie.

Este patron es más complejo.

Un consejo: usa Buena piel. Y recuerda que el color a usar es el marrón oscuro.

Resultados:

Volver arriba Ir abajo
http://miscosas.espanaforo.com
 

Vestimenta básica celta

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.

 Temas similares

-
» LIBRO DE FISICA BASICA EURIPIDES HERASME MEDINA
» [color=cyan]¿PARA QUÉ DEBEMOS CONOCER LA DOCTRINA CRISTIANA BÁSICA?[/color]
» Cómo elegir la coloración adecuada para el cabello
» El poder de la oracion
» Variable de color rojo intenso

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Mis cosas ::  :: -